Make your own free website on Tripod.com

mision_logo_.gif

alma_de_cristobeige60.gif

Inicio
Sangre de Cristo
Halloween
Declaracion
Tiempos de la Iglesia
Partes De La Misa
Lecturas de La Santa Misa
Lecturas De Las Horas
Santa Biblia y Catecismo
Santo Rosario
Navidad
La Pelicula de la Semana
Estamos Contra el Aborto
Apologetica
Los Catolicos no adoramos imagenes
Actualidades
Meditacion del Padre Nuestro
Visita al Santisimo
Quien fundó tu Iglesia
Petición de Oración
Maria
Aborto
Videos Musicales
Nos Acompaña en Misión
Sectas
Aparecida
Noticias
Mensajes

Quién fundó tu iglesia?

La IGLESIA CATOLICA es la única fundada por JESUS sobre el Apóstol Pedro, y que perdurará hasta el fin del mundo. La única que tiene 2000 años de antigüedad. La única que tiene la plenitud de los medios de salvación dejados por Jesucristo.

Jesús no delegó ni autorizó a nadie más que a Pedro para ser piedra de cimiento de su Iglesia. Por tanto, todos los fundadores de iglesias que aparecieron posteriormente, contravienen la expresa voluntad de Jesús.

Jesús le dijo a Pedro: «Y ahora Yo te digo que tú eres Pedro -o sea, Piedra- y sobre esta piedra edificaré mi Iglesia y los poderes del infierno no la podrán vencer» (Mt. 16, 18). Y Pedro hoy está representado por el Papa, Pastor de la Iglesia universal.

Jesús dijo: «Yo estoy con ustedes todos los días hasta el fin del mundo» Mt. 28, 20 Y esta presencia de Jesús se ha mantenido y guardado hasta hoy en toda su integridad sólo en la Iglesia Católica, ya que es la única que ha perdurado sin interrupción desde su fundación hasta nuestros días. Es la única que, ha sido objeto de esta presencia de Jesús desde su origen hasta hoy. En otras palabras: ¿Dónde estaban los evangélicos en el año 100, en el año 1000, o en el año 1400? Ellos no existían. ¿Cómo entonces pueden haber sido portadores de esta presencia de Jesús durante 1400 años, si sólo aparecieron en el siglo XVI? La Iglesia Católica es la única que desde su fundación hasta hoy -2000 años- no presenta ninguna laguna en su continuidad. Tenemos dos mil años de historia. Dos mil años de vida. Dos mil años con la presencia de Jesús en medio de nosotros. ¿Qué otra Iglesia puede lo mismo?

          Bendito sea Dios, que en su infinita bondad, nos ha llamado a formar parte de la Iglesia Católica, la única querida y fundada por Jesús, la única que contiene la plenitud de los medios de salvación dejados por Jesucristo.

 

 He aquí algunos de los fundadores de iglesias:

IGLESIA                                                 FUNDADOR                               PAIS                 AÑO

NIÑO DE DIOS                                      DAVID BERG                             U.S.A                1950

PENTECOSTALES                               GRUPO DE HOMBRES             U.S.A                1905

ROSACRUCES                                       MAX H.                                       ALEMANIA      1880

EJERCITO DE SALVACION              WILLIAM BOOTH                     INGLATERRA 1878

TESTIGOS DE JEHOVA                      CHARLES T. RUSSEL              U.S.A                 1876

ADVENTISTAS DEL 7º DIA                ELENA WHITE                         U.S.A                 1863

BAUTISTAS                                           J. SMITH                                   INGLATERRA  1860

MORMONES                                          JOSE SMITH                             U.S.A                 1853

ESPIRITISMO                                        FAMILIA FOX                          U.S.A                 1848

ADVENTISTAS                                      WILLIAM MILLER                  U.S.A                 1818

METODISTAS                                        J. WESLEY                                U.S.A                 1791

PRESBITERIANOS                               JOHN KNOX                            INGLATERRA  1560

ANGLICANOS                                       ENRIQUE VIII                        INGLATERRA   1534

LUTERANOS                                         MARTIN LUTERO                  ALEMANIA       1521

IGLESIA CATOLICA              JESUCRISTO              GALILEA      33

Estamos hablando que  1500 años despues de Cristo, comenzó la primera apostasía con Martin Lutero al rechazar las enseñanzas de la Santa Iglesia é imponer las suyas propias.

Queremos hacer resaltar que además de ser la única Iglesia que fundó Jesús, tambien somos:

                         Pentecostales:           El primer PENTECOSTES  lo tuvimos con Jesús, María  y los Apóstoles , en el aposento alto.

                         Bautistas      :            Creemos y practicamos el BAUTISMO  que nos legara Juan Bautista, primo de Jesús, por medio del Espíritu Santo.

                         Adventistas  :             Creemos y Celebramos ADVIENTO, que es el tiempo de espera del nacimiento de nuestro Señor.

                         Apostólicos  :             Seguimos las enseñazas que nos dejara Jesús y nos las trasmitieran los APOSTOLES a través de la Santa Biblia.

                         Marianos    :              Damos ese Fiat, que dió MARIA, al momento de la anunciación por medio del Arcángel Gabriel y así tomamos un compromiso con nuestra Santa Iglesia..

Quiero agregar, que somos una FAMILIA conformada por el Espiritu de Dios, ya que EL es nuestro Padre y María nuestra Madre y todos somos hermanos en esta Iglesia que Jesús formara.    Estás en la Iglesia correcta,  no cambies para una secta para despues decir “cuando yo era católico”  cuando en realidad fuistes “un calienta banca”.      

Date la oportunidad de conocer tu Iglesia y a Jesús, comienza en esta Semana Santa a practicar lo que nos enseña nuestra Iglesia.  Congregate en los diferentes ministerios que tenemos en nuestra Iglesia, conoce las riquezas espirituales de nuestra Iglesia Católica    

Asuntos del sigilo sacramental no pueden ir por e-mail

 

Ciudad del Vaticano, 24/1/2003.- La Santa Sede envió una nota a las conferencias episcopales del mundo para recordar a todos los sacerdotes que no es posible utilizar medios electrónicos (como el correo electrónico o el fax) para consultar cuestiones ligadas al sigilo del sacramento de la Confesión.

La noticia fue tomada por agencias de Europa, subrayando únicamente la referencia a la prohibición de utilizar los medios electrónicos en la administración de la Confesión, algo que en ningún momento fue puesto en duda dentro de la Iglesia católica.

La nota, de la que se hicieron eco los medios, fue emitida por la Penitenciaría Apostólica de la Santa Sede, que es el Tribunal que tiene competencia sobre todo lo que afecta al "foro interno", es decir, las cuestiones de conciencia, en particular la absolución de las censuras y las dispensas reservadas al Sumo Pontífice.

Al Tribunal le compete también todo lo que se refiere a la concesión y uso de las indulgencias.

Enter first column content here

Autor: P. Antonio Rivero LC | Fuente: Catholic.net
 
 La Biblia

Cómo se divide. Libros del Antiguo y Nuevo Testamento.

 


1. ¿Qué significa la palabra Biblia?

Biblia es una palabra griega que significa libros. Proviene de una ciudad llamada Biblios, donde se fabricaba el papiro para hacer libros. Hoy día, Biblia significa el Libro Santo escrito por hombres, bajo la inspiración y dirección de Dios. No es un solo libro, sino una colección de Libros Sagrados, que narran la historia de la Salvación, es decir, todo el esfuerzo de Dios para salvarnos, para atraernos a Él y formar con Él una comunión de vida y de amor.

A la Biblia se le llama también Sagrada Escritura, La Escritura, Palabra de Dios, Libro de la Revelación:

·  Se le llama Sagrada Escritura porque trata de asuntos sagrados y religiosos.

·  Palabra de Dios, ya que es el mismo Dios el que se comunica con nosotros a través de la Biblia.

·  Libro de la Revelación, ya que Dios se nos revela, es decir, corre el velo cuando la leemos; y porque los que la escribieron lo hicieron por medio de la revelación de Dios. No se la inventaron ellos.


2. ¿Cómo se divide la Sagrada Biblia?

La Sagrada Biblia se divide en dos grandes partes: Antiguo Testamento y Nuevo Testamento. La palabra testamento significa pacto o alianza, que Dios hizo con los hombres.

El Antiguo Testamento comprende lo sucedido desde la creación del mundo, hasta que llegó el tiempo de la venida del Hijo de Dios, y contiene los pactos o testamentos que hizo Dios con los primeros padres, con los patriarcas (Noé, Abraham, Moisés), con los profetas y con el pueblo de Dios. Narra también los éxitos que obtuvieron quienes cumplieron estos pactos o testamentos, y los fracasos que sufrieron quienes no los cumplieron. Por eso, la Biblia nos enseña a hacer el bien y a evitar el mal. A hacer el bien, que gusta a Dios; y a evitar el mal que le hiere y le pone triste.

El Nuevo Testamento contiene lo que sucedió desde el nacimiento del Hijo de Dios en Belén, sus enseñanzas, su vida, su Pasión, su Muerte, Resurrección y Ascensión a los cielos. Y, además, la historia de los apóstoles, las cartas de algunos de ellos, y el libro de Apocalipsis. El primer pacto que hizo Dios fue con Moisés. El segundo pacto o Nueva Alianza lo hizo a través de Jesucristo, su Hijo. El antiguo Pueblo de Israel viene ahora sustituido con un nuevo Pueblo: La Iglesia, por Él fundada.

Estos dos Testamentos no son independientes uno del otro, sino que el antiguo es preparación para el nuevo y ambos están estrechamente unidos. Ambas Alianzas constituyen la historia de la salvación, en la cual Dios interviene con sus palabras y con sus obras en la vida de los hombres para llevar a cabo su plan.

Todos nosotros junto con Dios somos los protagonistas de esta historia sagrada; todos con Dios estamos dentro de ella porque todos los hombres vamos en peregrinación hacia el Padre.

Siguiendo la historia del Pueblo escogido, nosotros llegamos a descubrir nuestra propia historia. Igual que el Pueblo de Israel, Dios nos ofrece su amor y nos hace comprender cómo podemos responderle, no obstante nuestras rebeldías y pecados.


3. ¿Cuántos libros contiene la Sagrada Escritura?

Contiene 73 libros, realizados por diferentes escritores y en distinto tiempo, aunque todos inspirados por Dios a través del Espíritu Santo De estos 73 libros, 46 son del Antiguo Testamento y 27 del Nuevo Testamento.


4. ¿Qué temas tratan los libros del A.T.?

Génesis: creación del mundo y del hombre. La respuesta del hombre: el pecado y las consecuencias del pecado. La reacción de Dios: patriarcas.

Éxodo: narra la esclavitud de los israelitas en Egipto, como consecuencia del pecado; Dios manda a Moisés para liberar a su pueblo a fin de que sea libre y lo adore en el monte santo. Dios demuestra su poder ante el faraón, modelo y paradigma de la soberbia. Dios hace un pacto con el hombre y le da sus mandamientos como único camino de la verdadera libertad y felicidad.

Levítico, Número y Deuteronomio: leyes que Dios dio a los israelitas. Despedida y muerte de Moisés.

Josué: historia de cómo los israelitas, con la ayuda especialísima de Dios, se apoderaron de la Tierra Prometida.

Jueces: narración de los hechos famosos de los primeros jefes que tuvieron los israelitas, durante 300 años.

Ruth: bella historia de los antepasados de David.

Samuel: historia de Samuel, y de los primeros reyes: Saúl y David.

Reyes: Salomón y demás reyes.

Crónicas o Paralipómenos: otra historia de los reyes de Israel.

Esdras y Nehemías: narración de los hechos que sucedieron cuando Israel volvió del destierro.

Tobías, Ester y Judit: bellísimas historias de estos personajes, que son ejemplo para nosotros.

Macabeos: sucesos heroicos que por intervención especial de Dios lograron los cinco hermanos Macabeos para libertar a Israel.

Job: historia del hombre más atormentado y más paciente de la antigüedad.

Salmos: 150 himnos en forma de oración, para todas las ocasiones y circunstancias de nuestra vida.

Proverbios: más de tres mil refranes de profunda sabiduría, compuestos por Salomón y otros sabios.

Eclesiastés o Qohélet, Cantar de los Cantares, Sabiduría: tres libros que los antiguos atribuyeron a Salomón. En ellos se esconden las grandes verdades eternas.

Eclesiástico o Sirácida: más de mil consejos prácticos para tener éxito en la vida.

Los Profetas: escritos que anuncian los premios que Dios dará a los buenos y los castigos que se autoinfligen quienes desobedezcan a Dios.


5. ¿Y los libros del Nuevo Testamento?

Los Santos Evangelios: la vida, enseñanzas, pasión, muerte, resurrección y ascensión de Jesús.

Los hechos de los apóstoles: la primera iglesia primitiva, en su primeros 40 años, después de la muerte de Jesús. Historia de san Pablo.

Catorce cartas de san Pablo: el gran teólogo. En sus cartas se contiene prácticamente toda la teología.

Carta de Santiago: fe con obras.

Las dos cartas de san Pedro y san Judas.

Las tres cartas de san Juan: consecuencias del mandamiento nuevo.

Apocalipsis: libro misterioso, donde se narra lo que sucederá al final del mundo.


6. ¿Qué condiciones se necesitan para tener éxito al leer la Sagrada Biblia?

a) Oración, pidiendo a Dios nos ilumine para entender su mensaje.
b) Lectura pausada, para poder digerir bien.
c) Humildad, sabiéndonos necesitados de Dios.
d) No buscar ciencia profana, sino un mensaje espiritual para salvarnos.
e) No dejar pasar el día sin leer una página de la Sagrada Biblia.
f) Leer explicaciones de buenos libros que comenten la Sagrada Escritura; o pedir esas explicaciones a expertos de la Biblia.
g) Leer la Sagrada Escritura en el orden más fácil para entenderla: Evangelios, Hechos, Génesis y Éxodo, Samuel y libros de los Reyes, Tobías y Judit, Salmos, Proverbios, Eclesiástico, Santiago, san Pablo, etc.


7. ¿Cómo encontrar un pasaje en la Biblia?

Cada libro se encuentra dividido en capítulos y cada capítulo en versículos o versos. Ejemplo: si se nos dice “Mateo 16, 12” quiere decir: Evangelio de san Mateo, capítulo 16, versículo 12. Si se nos dice, por ejemplo, “Lucas 1, 20-26”, significa: capítulo 1, del versículo 20 al 26. Si leemos así: “Marcos 1, 3.8.10” significa esto: capítulo 1, versículos 3, 8 y 10 solamente.


8. ¿Qué conclusiones podemos sacar de lo que hemos hablado en esta introducción?

·  Primera conclusión: la Biblia es más que un libro, es Dios quien nos habla. Para oírlo necesitamos fe y así creer en Él; debemos abrirle nuestro corazón e inteligencia; esperanza, para estar ciertos de que sólo siguiendo su voluntad y aceptando las invitaciones que nos hace el Espíritu Santo podemos ser verdaderamente felices; y caridad, para ser generosos y dar los frutos que Dios espera de nosotros.

·  Segunda conclusión: Dios siempre ha estado junto al hombre, está presente en los hechos diarios y nos acompaña en nuestra peregrinación de vuelta a Él, es decir, durante toda nuestra vida.

·  Tercera conclusión: Dios nos escucha y nos habla siempre porque somos suyos, nos ama y formamos parte de su plan de salvación.

·  Cuarta conclusión: la historia de la presencia de Dios es eterna, pues ha existido siempre y desde siempre estamos en su plan divino.

·  Quinta conclusión: leer la Biblia es el medio para animarnos a tener siempre presente a Dios en nuestras vidas. La Biblia nos entusiasma por Dios y nos llena de amor hacia Él. Nos anima a llenarnos de obras buenas. Nos da gran temor y aversión hacia el pecado. La Biblia consuela mucho y lleva al arrepentimiento, la conversión y cambio de vida.



CONCLUSIÓN

Algunas preguntas conclusivas al terminar nuestra introducción:

1. ¿Creen ustedes que Dios nos ha dejado su Palabra para que la estudiemos como se estudia la Historia o la Biología?

2. ¿Cómo reacciona el hombre de hoy ante la Biblia? ¿La lee y la practica o la considera como un libro que no tiene actualidad?

3. ¿A qué atribuyen ustedes el que hayan surgido muchos movimientos en donde se da la lectura de la Biblia?

4. ¿A qué nos debe comprometer la lectura meditada de la Biblia?


ORACIÓN

Señor, tú nos dijiste: “Yo soy la luz del mundo, el que me sigue no anda en tinieblas, sino que tendrá la luz de la vida”; nosotros te queremos seguir y conocer a través del conocimiento de las Sagradas Escrituras, concédenos luz para entender lo que a través de ellas tú nos quieres decir. Amén.



TEMA DE DISCUSIÓN EN EL FORO

1. ¿Cómo reacciona el hombre de hoy ante la Biblia? ¿La lee y la practica o la considera como un libro que no tiene actualidad?

2. ¿A qué atribuyen ustedes el que hayan surgido muchos movimientos en donde se fomenta la lectura de la Biblia?

Enter second column content here

Soñando

 

Una niñita se encontraba al costado de una multítud, mientras su papá testificaba acerca de cómo Jesucristo había influìdo en él.

Explicaba cómo el Señor lo había salvado y rescatado de su anterior estilo de vida como alcohólico.

Entre los presentes había un desvergonzado que no podía soportar más oir esas tonterías religiosas. Entonces comenzó a gritar: ¿Por qué no se calla y se sienta anciano? Usted està soñando.

Pronto este escéptico sintió un tirón en la manga de su saco. Mirò hacia abajo y vio una pequeña niña. Ella lo miró directo a los ojos y le dijo: Señor ese es mi papá. ¿Usted dice que mi papá es un soñador?

Déjeme contarle acerca de él. Mi papá era un borracho y cuando regresaba a casa de noche le pegaba a mi madre. Ella lloraba durante toda la noche... y señor, no teníamos buena ropa porque mi papá gastaba todo el dinero en bebida. Yo ni siquiera tenía zapatos para ir al colegio. Pero mire estos zapatos y mire este vestido. Ahora mi papa tiene buen trabajo. Luego señalando al otro lado del camino, dijo: -Ve usted a esa señora sonriendo? Esa es mi mamá. Ella no llora más por las noches. Ahora canta.

Luego vino el golpe de gracia. La niña dijo: -Jesús ha cambiado a mí papá. Jesús ha cambiado nuestro hogar.

Mire, señor, si mi papá está soñando, por favor  ¡ no lo despierte !.


Isaías 42:16
Y guiaré a los ciegos por camino que no sabían, les haré andar por sendas que no habían conocido; delante de ellos cambiaré las tinieblas en luz, y lo escabroso en llanura. 
Estas cosas les haré, y no los desampararé.

Enter third column content here

Los discípulos amigos de Jesús
 Autor: Carlos Llaca      

Fuente: Catholic.net

 

Juan 15, 12-17. Pascua. Amar a todos los que nos rodean como Dios nos ama.

 

 

 

Juan 15, 12-17

En aquel tiempo dijo Jesús a sus discípulos: Este es el mandamiento mío: que os améis los unos a los otros como yo os he amado. Nadie tiene mayor amor que el que da su vida por sus amigos. Vosotros sois mis amigos, si hacéis lo que yo os mando. No os llamo ya siervos, porque el siervo no sabe lo que hace su amo; a vosotros os he llamado amigos, porque todo lo que he oído a mi Padre os lo he dado a conocer. No me habéis elegido vosotros a mí, sino que yo os he elegido a vosotros, y os he destinado para que vayáis y deis fruto, y que vuestro fruto permanezca; de modo que todo lo que pidáis al Padre en mi nombre os lo conceda. Lo que os mando es que os améis los unos a los otros.

Reflexión


De este Evangelio se pueden sacar muchas enseñanzas. Una es el verdadero amor. Otra, lo que es el verdadero amigo. Pero nos centraremos en lo que es la tarjeta de presentación de todo seguidor de Jesucristo, que somos todos los que creemos en él, y es el mandamiento de Jesús de amarnos los unos a los otros.

¿Qué implica esto? No es solamente una simple frase piadosa que se escucha cada domingo desde los púlpitos de las iglesias. Es el compromiso de todo cristiano. Implica salir de nuestro pequeño mundo, llámese trabajo, estudios, cosas personales, placeres, gustos, para fijarnos en las necesidades de nuestro prójimo. ¿Y quién es nuestro prójimo? Es el trabajador enfermo de nuestra compañía, es la humilde muchacha que hace la limpieza de la casa todos los días, es el cocinero que prepara nuestra comida, es la viejecita sentada fuera de la Iglesia que lo único que tiene para taparse del frío de la noche es su roído chal, son nuestros familiares y demás personas con quien tratamos. Y Cristo nos llama a amarlos desinteresadamente, no para ser vistos por las personas que nos rodean y que digan “Ah, qué bueno es fulano o fulana...” sino para cumplir con nuestro deber aquí en la tierra. ¿Y qué es amarlos? Es ayudarles en sus necesidades básicas, darles educación, casa, alimento, vestido, paciencia, cariño, comprensión. Recordemos que al final de nuestra vida lo único que contará será lo que hayamos hecho por Dios y por nuestros hermanos los hombres.

Enter supporting content here

CONFIA EN MI 

 

Por qué te agitas y confundes por los problemas que te trae la vida?...

Déjame controlar todas tus cosas e irán tornándose mejores. Cuando te entregues totalmente a Mí, todas las cosas serán resueltas con tranquilidad, de acuerdo a mis planes. No te frustres, no me ores como apresurándome, como si quisieras forzarme a realizar tus planes. En lugar de eso, cierra los ojos de tu alma y con paz dime:

"JESUS, YO CONFIO EN TI"

 

Trata de evitar esos pensamientos que te angustian al querer comprender las cosas que te pasan. No arruines mis planes tratando de imponer tus ideas, déjame ser tu Dios y actuar libremente en tu vida.

Entrégate a Mí con completa fe y confianza y deja tu futuro en mis manos. Dime frecuentemente:

"JESUS, YO CONFIO EN TI"

 

Lo que más te lastima es cuando tratas de razonarlo todo de acuerdo a tus pensamientos e intentas resolver tus problemas a tu manera. Cuando digas "JESUS, YO CONFIO EN TI", no seas como el impaciente que le dice al doctor: "cúrame", pero le sugiere la "mejor" forma de hacerlo.

Déjate curar por mis brazo divinos, no tengas miedo, YO TE AMO.

Si ves que las cosas se vuelven peores o más complicadas, aún cuando tu estás orando, manténte confiando en Mí, cierra los ojos de tu alma, y continúa diciendo a cada hora:

"JESUS, YO CONFIO EN TI"

 

Necesito mis manos libres para poder manifestarte mis bendiciones. No ates mis manos con tus absurbas preocupaciones. Satanás quiere que te frustres , hacerte sentir triste, quitarte la paz. Confía en Mí, descansa en Mí, entrégate a Mí. Yo hago milagros en la medida en que tú te abandonas a Mí y de acuerdo a lafe que me tienes. Así que no te preocupes, dame todas tus frustraciones y duerme en paz, y siempre dime" "JESUS, YO CONFIO EN TI", y verás grandes milagros.

 

"TE LO PROMETO CON TODO MI AMOR.

 

Jesús de Nazaret

 

IR ARRIBA

SE NECESITAN SACERDOTES.

PUDIERA SER ESTA TU VOCACION?

 

Saulo de Tarso sabía que él tenía razón. No podía permitirles a esos locos cristianos continuar en sus errores. Pero, en su camino a Damasco, una luz brillantísima le cegó. Entonces hizo una sencilla pregunta: “Señor, ¿qué quieres que haga?” Esa luz y esa sencilla pregunta, una vez respondida, cambió su vida totalmente. ¿Podrías tú hacer la misma pregunta, “Señor, ¿qué quieres que haga?”